Víspera del Año Nuevo

Olga Markélova.

El 30 de diciembre, casi en la víspera del Año Nuevo, según la tradición ya establecida, los compatriotas rusos en Costa Rica y los ticos amantes de la cultura rusa se reunieron en el Colegio de Médicos y Cirujanos. Ahí, en el acogedor restaurante “Asclepio”, se celebró la nueva Musa Rusa, organizada por el único teatro ruso en América Latina, “Balagan Art”, con el apoyo del centro médico “Nazareth”.

La sala se llenó con tranquilidad tropical: había rostros familiares y completamente desconocidos. Con los primeros acordes musicales, en escena apareció la permanente Snegúrochka (doncella de nieve), Marta Rein.

Gracias a ella y a su equipo comenzó una diversión sin límite. Sonaron canciones conocidas y composiciones completamente nuevas interpretadas por Dmitri Ordanski, Vladimir Averin, Alexander Gusachenko y Elina Chulkstena. Irina Borovik salió con un número original. La interpretación “a capela” del romance “Racimos Fragantes de la Acacia Blanca” por Marta Rein, Olga Vasilchuk y Ari Chan fue increíble. También hubo nuevos talentos: un originario de Voronezh, V. Sorokin a dúo con Marta, encantó a la audiencia con la canción “Querido mío…”

E incluso se presentó un verdadero ‘break dance’ con buen estilo. ¡Con el inusual arreglo de “Noches de Moscú” Miguel González y su compañera Roxy Espinal danzaron haciendo del mismo un baile latino en el que fue imposible quedarse quieto!

¿Y quién dijo que los adultos no creen en San Nicolás? ¡Sí lo hacen y cómo! En pleno ardor de la noche éste apareció y fue un verdadero San Nicolás, Gunnars Chúlkstens. ¡Y no le dejaban en paz quienes querían tomarse una foto a su lado!

La lotería festiva obsequió regalos y sorpresas a mucha gente. Al ritmo de la música bailaban y giraban las parejas. El mágico humor de Año Nuevo estaba en el aire y el árbol de Navidad parpadeaba con sus luces de colores. Igual como comenzó, así la noche despacito llegó a su fin. Solo quienes, sentados a una mesa lejos del escenario, no se apresuraron a despedirse porque discutían en ruso algo muy emocional. Y, por supuesto, los artistas, los que trajeron a nosotros, el público, esta celebración, aún estaban recogiendo las decoraciones y los equipos en el escenario…

* Nota para aquellos que no están familiarizados con la Musa Rusa: El Teatro Ruso “Balagan Art” en las personas de Marta Rein y Dmitry Ordanski y  con la  participación de compatriotas activos, puso en práctica la idea de conciertos combinados, en los cuales,  junto a los profesionales ya reconocidos, tuvieron la oportunidad de actuar también artistas y poetas principiantes, llamándose a esta acción la “Musa Rusa”.

Galería de fotos:

Новогодний праздник 30 дек. 2017