Aniversario de Dmitry Ordansky

Olga Markelov.

Conozco muy bien a Dmitry Ordansky y lo llamo Mity. Y todavía no puedo adivinar cuándo habla él mismo y cuándo es “la imagen”. Dmitry es un actor por herencia, proviene de la familia Mikhoels-Vovsi, creo que mucha gente conoce estos nombres. Para mí fue un descubrimiento que la abuela de Dmitry, Ordanskaya Larisa Románovna, también fuera una actriz muy famosa y que trabajaba en el Teatro de Ermólova, enseñaba en GITIS (Instituto Estatal de Arte Teatral) y que fue galardonada con el título de Artista Emérito de la República Socialista Federativa Soviética de Rusia y con el Premio de Stalin. Con tales tradiciones familiares es bastante obvio la profesión que había elegido su nieto. Es egresado de la Escuela de Shchúkin y más tarde, de GITIS y por voluntad del destino vino a parar aquí, a Costa Rica, donde ha vivido desde 1996.

Dmitry Ordansky es el cofundador y director artístico de “Balagan Art”, Teatro Ruso en Latinoamérica. Es actor de su propio teatro de marionetas, profesor de actuación en una academia privada, presidente de la Fundación “Ciudades Hermanos” y fue galardonado con la Medalla de Púshkin por el desarrollo de la cultura rusa en el exterior.

Sus obras de director de escena, que he visto, son más que originales, son muy talentosas. Es muy valioso, por ejemplo, el espectáculo basado en una de las obras más famosas de Augusto Strindberg “La más fuerte”. Según la idea del autor, esta obra de un acto es una forma exagerada del drama de un triángulo amoroso, donde lo blanco y lo negro parecen estar muy claramente definidos en forma de una sola escena con dos actores, los dos personajes femeninos principales, una de los cuales no dice una sola palabra. En el teatro de Don Dmitry no solo vi un drama, sino una tragedia. Solo imagina, los miedos y las pesadillas de uno de los personajes principales cobran vida y encuentran la carne y la sangre en la escena. Y el tiro fue lógico, a pesar del monólogo “victorioso” de la heroína “parlante”. Por voluntad del director ella perece. El silencio de otra heroína, ominoso y despiadado al comienzo de la obra, se convierte en sollozos silenciosos e impotentes…

Y no puedo dejar de recordar la participación de Dmitry en la famosa serie televisiva costarricense “La Pensión”. ¡Fue simplemente magnífico! Recomiendo encarecidamente verla. Por cierto, muchas escenas fueron inventadas por el propio Dmitry de inmediato, por improvisación.

https://www.youtube.com/watch?v=tBhun_EXvds

http://teatruslatino.com/

http://wvw.nacion.com/viva/2003/abril/03/cul2.html

http://russian-theater.pro/association/members/ordansky

Dmitry es el autor y el intérprete de sus canciones. Él pasó la noche creativa de aniversario precisamente como un bardo. Por supuesto, fue un mar de felicitaciones para el cumpleañero. Natalia Campos incluso especialmente equipó un destacamento de pioneros con un comandante alegre de Irina Borovik, e imagínese, esa noche en el restaurante costarricense sonó la canción “Se elevan las fogatas!” Con saludos musicales salieron Olga Vasilchuk, Marta Rein, Vladimir Averin, Alexander Gusachenko y Elina Čulkstēna. Sergey Krutko felicitó al héroe del día con su poema filosófico “El destino nos repartió por el mundo…”. Hubo ritmos de hip-hop y tango interpretados por Susana González y su pareja.

Y el cumpleañero siguió sorprendiendo y en el final de la tarde leyó su poema nuevo “Diálogo con el príncipe,” para volver de nuevo al tema eterno del bien y el mal, para enfatizar una vez más que el diálogo de la luz y la oscuridad tiene el lugar en el alma de cada uno, ya que siempre en las profundidades de ésta hay un remolino. Con esto, recordarás a Goethe: “Soy parte de ese poder que eternamente quiere el mal y que eternamente hace el bien …”