Máslenitsa

La fiesta más alegre en Rusia es Máslenitsa. Esta celebración es de origen muy antiguo, cuando los eslavos todavía creían en muchos dioses paganos. Generalmente ha sido prohibida: Cuando Rusia aceptó el cristianismo la iglesia estaba contra esta fiesta pagana y después por el Partido Comunista. Pero la gente nunca dejó de celebrarla porque es la fiesta más querida en Rusia. Siempre dura una semana, exactamente 7 semanas antes de las Pascuas. Este año fue desde el 20 hasta el 26 de febrero. En la actualidad, no está prohibida y la gente organiza fiestas muy alegres en las ciudades y en el campo, aunque oficialmente no sean días feriados.

En la antigüedad, Máslenitsa fue la fiesta del Año Nuevo. En esos días, aunque todavía sigue el invierno y la tierra está cubierta de nieve, el sol comienza a brillar más y la naturaleza está despertando para la primavera. Los famosos ‘bliný’ (arepas) son redondos, amarillos y calientes como símbolo del sol porque los eslavos antiguos adoraban al Dios del Sol, al que llamaban Yarilo.

¡En Máslenitsa, la gente freía muchas, muchas arepas! Y las untaban con mantequilla. En este periodo, las vacas producían leche muy rica y se hacía la mantequilla. De ahí viene el nombre de la fiesta (‘maslo’ significa ‘mantequilla’). Las arepas se comían tanto con bocas saladas como dulces. Se tomaba la bebida caliente de miel condimentada, el té y vodka.

El entretenimiento principal era deslizarse por las montañas de hielo. Para eso cualquier colina se regaba con agua y con la temperatura bajo cero, muy rápido se congelaba todo. Niños y adultos bajaban en trineos, pedazos de madera o simplemente sobre el abrigo. Los muchachos caían en la nieve y, sin querer, abrazaban a las mujeres… así encontraban parejas para casarse.

SONY DSC

También hacían carnaval usando máscaras de animales y de gitanos, pintándose los bigotes, vistiéndose los hombres con ropas de mujeres y viceversa. Ahí mismo construían carruseles, bailaban y hacían rondas cantando rimas rituales. Vendían todo tipo de mercaderías y comidas. En el mercado también se presentaban los payasos llamados ‘skomorojes’  que eran malabaristas, caminaban sobre las manos y las cuerdas, subiéndose en los hombros los unos a los otros. Los skomorojes gritaban rimas satíricas, criticaban todo y a todos sin miedo alguno, y eran muy vulgares, quitándose los calzones y enseñando sus nalgas con caras ahí dibujadas.  A menudo traían al mercado osos entrenados que sabían bailar.

Después de un gran almuerzo la gente se montaba en trineos tirados por las ‘troikas’ –tres caballos- y viajaban a gran velocidad sobre la nieve, visitando pueblos vecinos donde seguía la fiesta. Y los jóvenes conocían mujeres y buscaban novias. El periodo de bodas empezaba en primavera.

El último día de la semana de Máslenitsa se realizaba la ceremonia de despedida del año viejo. Para eso la gente hacía con paja una figura femenina de Máslenitsa y la vestía de ropas multicolores. Después de haber terminado el carnaval, la quemaban y así destruían todas las desgracias y desdichas del año viejo. Tiraban al fuego las arepas y la comida que quedó para no dejar nada de lo viejo y entrar al año nuevo y a la felicidad nueva con el corazón aliviado.

Después de la Máslenitsa comenzaba el Gran Ayuno y después de eso, la Semana Santa. Y así comenzaba el periodo nuevo de primavera, con ceremonias que favorecían una gran cosecha.

Este año, en Moscú del 17 al 26 febrero se celebró el festival anual “Máslenitsa en Moscú”. Las festividades se llevaron a cabo en el Parque Gorky y en “Muzeon”, en el Monte Poklonnaya, en la calle Kuznetski Most, en el “Manezh”, en el Centro Panruso de Exposiciones “VDNJ”, en la hacienda “Zaritsino”, en el jardín de Bauman y el jardín “Sirenevy”, en los parques “Goncharovsky”, “Lianozovo”, “Tushino”, “Sadovniki” y “Tagansky” y en los Lagos “Patriarshi”. En muchos museos, clubes, teatros, centros culturales y en el Palacio de los Pioneros, se realizaron programas de entretenimiento para niños; las fiestas en el parque “Etnomir” se llevaron a cabo durante toda la semana y terminaron con una alegre fiesta de “Maslenitsa a lo Ancho”. Para niños y adultos, del 20 a 26 de febrero en el Kremlin de Ismailovo, en las fiestas del carnaval se organizaron diversiones de invierno, programas interactivos, lucha de puños, un poste de hielo con regalos, programa de conciertos, deliciosas arepas, la quema de la muñeca, clases y talleres. El 26 de febrero en el Museo “Tsaritsyno” se realizó una gran fiesta del té, feria gastronómica y el desfile con payasos, juegos y concursos. ¡Han celebrado a lo grande esta fiesta preferida!